Este ha de ser el lugar

Hace algunos años, la idea de empezar a escribir un blog me generaba un cosquilleo en el coxis. Me resultaba un tanto pretencioso: ¿Quién te va a querer escuchar? ¿Qué tenés para decir que sea tan importante? La idea de andar compartiendo libremente con la gente las cosas que me pasaban momento a momento, me hacía muchísimo ruido. Ahora, resta con echar un ojo en cualquier app del celular para ver cuánto ha cambiado el mundo en tan poco tiempo…

En retrospectiva, era solo un problema con el medio, porque al mismo tiempo estaba escribiendo una novela: una bildungsroman con un alter ego literario en la que pelaba los más oscuros y retorcidos pensamientos. Pero claro, como me posaba en los hombros de Bukowski y James Joyce, continuando una larga y honrosa tradición de sangrar sobre las páginas, continuando la búsqueda de la única verdad… cero pretencioso.

La realidad, es que abro Instagram, y yo, como tantos, subo un story del sol dando la vuelta a la tierra como si fuese la primera vez que sucediera. Y todos nos alegramos y sentimos bendecidos por este grandísimo milagro de la naturaleza — y no tengo nada negativo para decir al respecto, si es que fuese lo único que tuviésemos en la cabeza. Porque  después hay otras cosas que preferimos ocultar, cosas que nos aterra compartir. Porque no queremos que nos juzguen, que nos miren diferente, porque tenemos miedo que X minita nos deje de dar pelota. Por eso este espacio… para mí. Para recuperar eso que tenía cuando me sentaba a escribir horas y horas con mi alter ego, que era ese espejo de mi consciencia, esa afirmación de mis propias ideas, y esa paz de poder ser y reconocerme como yo mismo.

Pero también habilito el espacio para los demás. Faltan voces limpias que lidien con temas taboo como lo son los trastornos mentales y la cocaína, por ejemplo. Y si alguien se siente identificado, aquí tienen algún tipo de compañero.

Así que nada: envío esta sonda hacia el espacio, como la placa de Carl Sagan que elegí como primer foto; aún, presumo, dando vueltas por el cosmos, buscando algún eco en la oscuridad.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s